Málaga IEVENN
Buñuelos y huesos de santo, tradición gastronómica en conmemoración a los difuntos
Gastro

Buñuelos y huesos de santo, tradición gastronómica en conmemoración a los difuntos

El Día de Todos los Santos, celebrado el 1 de noviembre, es señal de ritos religiosos y recetas características de la fecha

Cada fecha señalada en el calendario viene acompañado de un plato o dulce específico. Un producto que indica tradición, que lleva hasta el recuerdo y que conmemora ciertos eventos, momentos o celebridades dignas de no caer en el olvido. Y el Día de Todos los Santos no iba a ser menos. Este momento puntual del año que aguarda creencias religiosas y que hace honor a todos los difuntos, es celebrado en numerosos puntos del planeta el 1 de noviembre. Y, según apunta la tradición en España, es el momento perfecto para degustar dos de las delicias más esperada por los amantes del dulce. Los buñuelos en todas sus tipologías, así como los huesos de santo, son los dos productos emblemáticos que no pueden faltar durante la celebración del Día de Todos los Santos. O al menos así sucede en Málaga, provincia en la que muchos establecimientos como La Canasta, dedican gran parte de sus vitrinas durante los días claves y previos a la víspera de ‘los santos’ a estas dos opciones gastronómicas capaz de sorprender hasta el paladar más exigente.

Huesos de santo

Los huesos de santo son pequeños trozos de mazapán en forma de tubo cuyo interior está repleto de una deliciosa yema. Encontrarlos no es tarea fácil, aunque debido a su alta exclusividad, sí es cierto que una vez ubicados, la calidad de los huesos de santo no suele decepcionar. Por lo general, son dulces cuyo consumo está asociado a días muy puntuales como el Día de Todos los Santos, por lo que durante estas jornadas es de entender que los fieles a los sabores azucarados tienda a excederse en las compras de este producto.

Según la historia, el nombre de este dulce se debe a la forma, ya que durante su producción, se intenta respetar el aspecto alargado y fino que imita a un pequeño hueso.

A pesar de que el trascurso de los años ha provocado que se comercialicen otras opciones de huesos de santo distantes a las tradicionales, como los rellenos de coco o cabello de ángel, lo cierto es que este dulce tiene más éxito en su estructura y composición de siempre, es decir, repleto de yema en su interior. Aun así, es posible encontrar otras tipologías.

A día de hoy, los huesos de santo se comen en una jornada marcada por el respeto hacia los familiares y amigos fallecidos, aunque cada vez más, este día es asociado a ‘la noche de brujas’, también conocida como ‘Halloween’, que, aunque no suene a tradición española, es un evento que ya forma parte de la cultura de cualquier provincia del país, de norte a sur y de este a oeste. Y si de algo entiende también esta festividad, es de dulces, motivo por el que los huesos de santo no quedan tampoco desterrados en las reuniones de aquellos quienes, en vez de realizar visitas a las tumbas de sus allegados que partieron hace tiempo, optan por el disfraz y el ‘truco o trato’ con el que niños inocentes chantajean inconscientemente a cada uno de los vecinos ante las ansias de recibir sencillos caramelos.

Huesos de Santo La Canasta Malaga

Buñuelos

Y estos caramelos pueden convertirse, no solo en huesos de santo, sino también en buñuelos. Y es que, cualquier producto azucarado y de buen sabor es bien recibido por niños y por adultos, durante estas fechas tan señaladas.

Los buñuelos están elaborados a partir de una base de harina frita que puede estar mezclada con leche, levadura, huevo o agua. En su interior, el buñuelo tradicional no depende de ningún complemento concreto, sino que estos pueden ir acompañados con múltiples opciones. Desde frutas, hasta pescado o chocolates de distintas tipologías. Sean dulces o salados, los buñuelos; así como su olor y su textura, son difíciles de evadir. Por ello, es de agradecer que actualmente el consumo de este producto no se restrinja solo al Día de los Todos los Santos, ya que, a diferencia de los huesos de santo, los buñuelos pueden encontrarse en numerosas ferias y otras celebraciones puntuales que se distinguen en el calendario.

Entre las opciones más deseadas por los consumidores se encuentran los buñuelos de crema de chocolate, o los rodeados de azúcar glaseada, aunque generalmente, en establecimientos especializados como La Canasta, se pueden encontrar múltiples opciones.

Según se cree, el origen de los buñuelos se remonta a la época de los romanos y posteriormente sería un dulce consumido por la población más humilde. Por su parte, el motivo de su nombre atiende a distintas teorías, por lo que no puede concretarse con exactitud.

En definitiva, tanto los buñuelos como los huesos de santo son dos de los dulces más esperados anualmente que tienden a disfrutarse durante las jornadas de días muy concretos. Con ellos, las tiendas enfocadas en la venta de estos tipos de productos que forman parte de la cocina tradicional, se enfrentan a largas colas de clientes que esperan con ilusión la llegada de las delicias. Por suerte para quienes ya reclaman estos productos, ni los buñuelos ni los huesos de santo se harán esperar. El Día de Todos los Santos afronta ya su cuenta atrás, por lo que los establecimientos de repostería y pastelería de mayor prestigio como La Canasta, contarán, en cuestión de días, con un amplio repertorio de estas opciones capaces de conquistar a un sinfín de miradas y paladares. 

Diana Navarro, Sabor a Málaga o el Rastrillo Nuevo Futuro entre los planes destacados – 6/8 Diciembre 2019

Paola Bandera

“El buen sabor que vas a encontrar en la comida de Booh! no está disponible en ningún otro sitio”

Paola Bandera

Sala Magna 2019 llega a Málaga de la mano de San Miguel

Paola Bandera

Inscripción X Jornadas Micológicas – Monda

IEVENN

5 cosas que debes saber del jamón ibérico

Paola Bandera

Simiente, el primer restaurante digital saludable

Paola Bandera

Deja comentario